Conoce a Sarah la nueva asistente digital de salud de la OMS

En un mundo cada vez más digitalizado, la tecnología está desempeñando un papel fundamental en la forma en que accedemos a la información y cuidamos nuestro bienestar.

Ahora, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha dado un paso adelante al presentar a Sarah, su nueva asistente digital de salud, diseñada para proporcionar información actualizada y fiable sobre temas de salud.

¿Quién es Sarah?

Sarah no es una asistente digital común. A diferencia de las aplicaciones y chatbots convencionales, Sarah está dotada de inteligencia artificial generativa, lo que le permite interactuar de manera más empática y personalizada con los usuarios. 

Desarrollada por Soul Machines, una empresa líder en tecnología digital con sede en San Francisco y Nueva Zelanda, Sarah representa un avance significativo en la forma en que recibimos información de salud en línea.

Lo que distingue a Sarah es su capacidad para mantener conversaciones interactivas y personalizadas que se asemejan al diálogo humano. No se basa en simples secuencias de comandos o algoritmos preestablecidos, sino que utiliza una IA biológica que permite ofrecer respuestas más detalladas, empáticas y libres de prejuicios. 

Esto significa que Sarah no solo proporciona información básica sobre salud, sino que también puede ofrecer consejos personalizados y respuestas adaptadas a las necesidades individuales de cada usuario.

¿Cómo funciona exactamente Sarah y qué tipo de información puede proporcionar?

Sarah ha sido entrenada con la información más reciente de la OMS y de asociados de confianza, lo que le permite ofrecer información precisa y actualizada sobre una amplia gama de temas de salud. Desde la prevención de enfermedades hasta la promoción de estilos de vida saludables, Sarah está capacitada para abordar una variedad de temas. Incluidos los factores de riesgo de enfermedades comunes como el cáncer, las enfermedades cardíacas, las enfermedades pulmonares y la diabetes.

Además, Sarah también puede proporcionar información sobre recursos disponibles para ayudar a las personas a dejar de fumar, mantenerse activas, seguir una dieta saludable y reducir el estrés.  Su tecnología está diseñada para ser una guía integral de salud que pueda ayudar a las personas a tomar decisiones informadas sobre su bienestar.

Hay que detallar que  las respuestas de Sarah pueden no siempre ser exactas. Como cualquier sistema basado en inteligencia artificial, el algoritmos tecnológico  se basa en patrones y probabilidades fundamentados en los datos disponibles. Esto significa que puede haber cierta margen de error en sus respuestas. 

Descubre cómo funciona Sarah aquí.

Por lo tanto, la OMS advierte que no se debe confiar únicamente en las respuestas generadas por Sarah como única fuente de verdad o información objetiva.

También enfatiza la importancia de abordar cuestiones éticas fundamentales asociadas con el uso de inteligencia artificial en el ámbito de la salud pública.

Esto incluye garantizar la igualdad de acceso a la información, proteger la confidencialidad y seguridad de los datos de los usuarios.

En última instancia, Sarah representa un emocionante avance en la forma en que accedemos a la información de salud en línea. Su capacidad para ofrecer respuestas personalizadas y empáticas la convierte en una herramienta invaluable para aquellos que buscan mejorar su bienestar. 

Sin embargo, es importante recordar que Sarah no reemplaza el asesoramiento profesional y que es fundamental buscar información adicional y consultar con profesionales de la salud cuando sea necesario.

En un mundo cada vez más digitalizado, Sarah se destaca como un ejemplo de cómo la tecnología puede ser utilizada para promover la salud y el bienestar de manera innovadora y efectiva.

Con su ayuda, la OMS está un paso más cerca de lograr su objetivo de proporcionar información actualizada y fiable sobre salud a todos.


Sarah está disponible a diario las 24 horas. ¡Contáctala aquí!

es_MXES